Marys Medicine

Medicina felina.indb

• Patrón estereotípico (es decir, las convulsiones Tipos de convulsiones son bastante similares porque siguen el mismo • Presencia de actividad motora involuntaria.
• Las convulsiones están causadas por una
actividad eléctrica anormal en el prosen- • Capacidad mental y comportamiento anor- céfalo y se caracterizan por un episodio males con pérdida de conciencia.
repentino de signos neurológicos transi- • Presentan a menudo signos autónomos (sali- torios. Una crisis no es una entidad de la vación, micción o defecación).
enfermedad en sí misma, sino que es un signo clínico que generalmente indica un Las convulsiones focales (parciales) se ca-
trastorno del prosencéfalo.
racterizan por afectar solo un área específica del • Del mismo modo, el término epilepsia
cerebro. Son más comunes en gatos que en perros no define una enfermedad específica, sino debido a la incidencia superior de patologías in- que se utiliza para definir convulsiones re-
tracraneales focales en gatos.
Las convulsiones focales (parciales) pueden ser: • Parciales simples: Se mantiene la conciencia
pero se aprecian signos motores (p. ej., espas- Convulsiones generalizadas mos en el párpado u orofaciales), sensoriales frente a focales (parciales) (p. ej., gruñidos, vocalización, persecución de la cola, lamer el suelo) o autónomos (p. ej., vómitos, diarrea, dolor abdominal).
Las convulsiones se pueden clasificar en dos categorías principales: generalizadas y focales • Parciales complejas (anteriormente llamadas
convulsiones psicomotoras): Pérdida de con- ciencia o conciencia alterada; los signos in- Las convulsiones generalizadas afectan am-
cluyen comportamiento extraño estereotípico bos lados del cerebro desde el inicio de la crisis. (p. ej., agresión no provocada, gruñidos, bu- Se caracterizan por presentar alguna o todas las fido, marcha rápida) o actividad motora re- petitiva. Se ha descrito un síndrome de con- • Hiperagudas, duran entre 1 y 3 minutos, con vulsiones parciales complejas con afectación un inicio y fin inesperados (excepto en los ca- orofacial en que los gatos se sientan y obser- sos de «convulsiones reflejas» que se observan van y presentan signos de salivación, sufren exclusivamente en respuesta a estímulos espe- espasmos faciales, chasquean los labios, mas- tican o tragan.
Medicina Felina.indb 189 190 Manual de medicina felina Intracraneales frente ción de la disfunción del prosencéfalo, evaluando los aspectos siguientes:• Anomalías del estado mental y del compor- Las convulsiones se pueden dividir en intra-
craneales (que se originan desde el interior del ce-
• Postura anormal, como giro de la cabeza.
extracraneales (que se originan fuera del
cerebro). La epilepsia intracraneal puede dividirse, • Patrón de paso anormal, como movimientos además, entre primaria/idiopática, un trastorno
en círculo propulsivos.
funcional en que no hay ninguna enfermedad es- • Anomalías en la reacción postural.
tructural prosencéfalica, y secundaria/sintomáti-
ca, cuando está presente una enfermedad del pro-
• Respuesta reducida/ausente ante las amenazas.
sencéfalo. Las convulsiones extracraneales también • Respuesta reducida a la estimulación nasal.
se conocen como crisis epilépticas reactivas.
Una exploración neurológica completamente normal sería compatible con epilepsia primaria/ idiopática, puesto que una de sus características de la epilepsia primaria/idiopática es la ausencia de déficit neurológico en el período interictal.
Los animales con epilepsia secundaria/sinto- mática suelen presentar anomalías interictales en la El primer paso consiste en obtener una anam- exploración neurológica debido a una enfermedad nesis completa, incluidos los detalles del inicio y cerebral estructural; suelen ser coherentes con una la frecuencia de las crisis, y una descripción de disfunción cerebral unilateral. Sin embargo, tam- las mismas (véanse arriba los posibles signos aso- bién pueden mostrar una exploración neurológi- ciados con los distintos tipos de convulsiones). ca normal si la lesión estructural causante se en- Las convulsiones se suelen confundir con otros cuentra en una zona «clínicamente silenciosa» del sucesos paroxísticos, como síncope, ataque vesti- prosencéfalo, como por ejemplo el lóbulo olfativo. bular, dolor, o trastornos del comportamiento o Durante el estadio inicial de una masa de creci- del movimiento paroxístico.
miento lento en una región como esta, las convul- siones pueden ser el único signo clínico pero, con el tiempo, se desarrol ará otro déficit neurológico relacionado con el sitio de la masa.
• Una grabación en vídeo obtenida por el propietario puede ser de gran ayuda para La detección de anomalías difusas y simétricas diferenciar un suceso convulsivo de otros del prosencéfalo en la exploración neurológica sucesos paroxísticos no epilépticos.
debe conducir a la consideración de una causa • También debe consultarse al propietario extracraneal (crisis epilépticas reactivas), pero, sobre la presencia de cualquier anomalía en ocasiones, la enfermedad extracraneal puede entre las convulsiones (p. ej., capacidad aumentar y disminuir, lo que resulta en una ex- mental anormal, comportamiento anor- ploración neurológica normal. Una enfermedad mal, alteraciones visuales, giro en círculos, intracraneal estructural (convulsiones secunda- giro de la cabeza).
rias/sintomáticas) en ocasiones puede provocar anomalías difusas y simétricas del prosencéfalo en la exploración.
En comparación con los perros, los gatos tien- den a sufrir convulsiones con una frecuencia ele-
La presencia de anomalías neurológicas en el vada, independientemente de la causa subyacente.
período interictal por lo general excluye la epi-
lepsia primaria/idiopática de los diagnósticos di- ferenciales, pero existen dos excepciones:• Disminución de la actividad prosencéfalica La exploración neurológica (véase la GCR durante el período inmediatamente posterior a 1.6) debe centrarse principalmente en la evalua- una crisis (la l amada depresión postictal). Du-
Medicina Felina.indb 190 Capítulo 4.7. Convulsiones 191 rante este periodo puede ser evidente un sutil Mecanismos de
déficit neurológico, incluso déficits propiocep- la enfermedad
tivos conscientes. La duración de la depresión postictal es variable: la mayoría de los gatos Deficiencia de tiamina vuelven a la normalidad unas pocas horas des- Enfermedad del almacenamiento lisosómico pués del episodio convulsivo, aunque pueden tardar hasta unos pocos días, en algunos casos.
Figura 4.7.1Diagnósticos diferenciales de las convulsiones. Las causas co- • Después de convulsiones prolongadas o graves, munes en gatos se indican en negrita.
también puede aparecer un déficit neurológi- co, debido a la denominada lesión hipóxica o
el fenómeno de excitotoxicidad (daño de las
y, como se ha descrito anteriormente, pueden ser células nerviosas después de la estimulación de tipo extracraneal o intracraneal.
excesiva de los neurotransmisores durante una Las causas extracraneales de las convulsiones crisis). Se recomienda realizar exploraciones pueden provenir del exterior del cuerpo (trastorno neurológicas secuenciales a intervalos de 2 a 3 tóxico) o de dentro del cuerpo [p. ej., hipogluce- días en caso de duda sobre el origen del déficit mia, derivación portosistémica (Figura 4.7.2)]. Las neurológico [es decir, postictal frente a rela-
causas intracraneales pueden ser de tipo primario/ cionado con posibles convulsiones estructura- idiopático, o secundario/sintomático si existe una les intracraneales (secundarias/sintomáticas) enfermedad estructural del prosencéfalo (Figuras o extracraneales (epilépticas reactivas) subya- centes]. Ante un déficit neurológico postictal, se esperaría una mejora gradual a lo largo de varios días, y debería resolverse antes de una semana en la mayoría de casos.
Las convulsiones indican un trastorno del pro- sencéfalo. Sus causas son extensas (Figura 4.7.1) Mecanismos de
la enfermedad
Ictus isquémico; hipertensión; policitemia; disfunción atrioventricular de grado alto (a) Esta gata común de pelo corto esterilizada de 1 año fue
Encefalitis infecciosa (Toxoplasma, bacteriano,
llevada a la consulta por convulsiones y temblores. También PIF, Cryptococcus, blastomicosis, VIF, migración
había sufrido episodios de capacidad mental reducida, alterna- parasitaria aberrante, VFLe); meningoencefalitis
dos con episodios de agresividad y periodos de aparente nor- de etiología desconocida (presumiblemente malidad. También mostró con frecuencia una hipersalivación extrema, como puede apreciarse en la fotografía. La derivación mediada por la inmunidad); necrosis hipocámpica portosistémica es un importante diagnóstico diferencial para Lesión en la cabeza: puede ser una respuesta
las convulsiones en un gato joven, y es especialmente probable crónica a un traumatismo anterior
cuando se aprecian otros signos clínicos coherentes (p. ej., hi-persalivación, periodos de agresividad), como sucede en este Plomo; organofosfato; etilénglicol caso. El diagnóstico se confirmó demostrando un nivel elevado de ácidos biliares posprandiales y la identificación de derivación Encefalopatía hepática; hipoglucemia; portosistémica en ecografía. Las opciones de tratamiento con-sisten en tratamiento médico (dieta baja en proteínas, lactulosa hipocalcemia; hipertiroidismo; encefalopatía renal y antibióticos, junto con un tratamiento antiepiléptico si fuera Epilepsia primaria necesario) o tratamiento quirúrgico. (b) Un portovenograma
Tumor cerebral primario o metastásico
demuestra una única derivación portocava. (c) Portovenogra-
ma posterior a la ligadura completa del vaso con derivación.
Medicina Felina.indb 191 192 Manual de medicina felina 4.7.3 y 4.7.4). La epilepsia primaria/idiopática se considera menos común en gatos que en perros y, Enfoque del diagnóstico por lo tanto, debe considerarse antes una investi- gación neurológica más extensa en gatos.
Se debe realizar un análisis de sangre basal, incluido un hemograma completo, perfil bio- químico (asegurando que se incluyen glucosa en sangre, sodio, potasio, cloruro, calcio y fosfato), T4 total (en gatos senior y geriátricos) y ácidos biliares dinámicos (pre y posprandiales), además de medir la presión sanguínea y realizar un aná- lisis de orina en todos los gatos con convulsiones para descartar causas sistémicas/metabólicas.
La investigación de las causas intracraneales implica el uso de imaginería avanzada del cerebro (RM o CT) (Figura 4.7.5) y análisis del líquido Figura 4.7.3Imagen de RM transversal ponderada en T1 con contraste de un gato de 11 años de edad, con un meningioma de gran ta-maño en el lado izquierdo que provoca las convulsiones y sig-nos en el prosencéfalo izquierdo (obnubilación, giros compul-sivos hacia la izquierda, déficit de reacción postural derecho y déficit de respuesta a las amenazas derecha con reflejo pupilar a la luz normal). El propietario informó de que el gato había sido «ralentizando» en los 6 meses anteriores y había comenzado a dar vueltas hacia la izquierda una semana antes de la pre-sentación. El tratamiento quirúrgico del meningioma en gatos puede aportar muy buen pronóstico. La cirugía (craniectomía rostrotentorial) se llevó a cabo con éxito en este gato, se so-lucionaron los signos neurológicos y cesaron los ataques. Se informó de que el gato seguía «libre» de signos neurológicos 2 años más tarde.
Imagen de RM transversal ponderada en T2 de un (a) gato
Imágenes de RM sagital y trasversal ponderada en T1 con con- normal; (b) un gato común de pelo corto de 3 años que fue
traste de un gato con un absceso cerebral en el lado derecho llevado a la consulta a causa de un inicio agudo de cambios (flecha negra) secundario de una mordedura; el gato llegó a la en el comportamiento y grave acceso de convulsiones parcia- consulta con convulsiones y signos del prosencéfalo derecho les complejas que empezaron 24 horas antes de la derivación (obnubilación grave, giros compulsivos hacia la derecha, déficit (convulsiones parciales complejas con afectación orofacial). de reacción postural izquierdo y déficit de la respuesta de ame- Existe una hiperintensidad bilateral marcada (señalada con una naza del ojo izquierdo con reflejo pupilar a la luz normal). Cabe flecha) dentro del hipocampo, que sugiere necrosis hipocám- notar el defecto en la bóveda craneal (puntas de flecha negras) pica felina (encefalitis límbica). El gato fue tratado sintomática- y contrastar la mejora del músculo temporal derecho (flechas mente con fármacos antiepilépticos (fenobarbital por vía oral blancas) en el punto de la mordedura. El absceso se drenó qui- inicialmente como tratamiento exclusivo, y posteriormente se rúrgicamente mediante craniectomía seguido de un tratamiento añadió levetiracetam por vía oral). Lamentablemente, el gato se de 2 semanas con antibiótico por vía oral. El gato recuperó la eutanasió 3 meses después debido a cambios de comporta- exploración neurológica normal a los 2 días de la intervención y miento persistentes y mal control de las convulsiones.
siguió normal posteriormente.
Medicina Felina.indb 192 Capítulo 4.7. Convulsiones 193 Debe consultarse con un especialista o deri- var al gato para obtener una evaluación adicional cuando esté indicada la investigación de enfer- medad intracraneal. El pronóstico de muchas en- fermedades intracraneales puede ser positivo con A menos que se considere que la epilepsia un tratamiento apropiado, por lo tanto, no debe primaria/idiopática es el diagnóstico principal abandonarse la evaluación si no existen limita- de la actividad convulsiva, es fundamental el ciones en el presupuesto. La toma de muestras tratamiento específico de la causa subyacente de de LCR está indicada si la imaginería es normal las convulsiones, en lugar del tratamiento pura- o sugiere enfermedad intracraneal y se cree que mente sintomático de las propias convulsiones. el gato tiene una presión intracraneal normal; El éxito del tratamiento de la causa subyacente si existe alguna indicación de presión elevada determinará la necesidad de cualquier tratamien- (p. ej., sospecha de una masa que ocupa espacio to para las convulsiones sintomáticas.
o prueba de hernia cerebral), la punción del LCR está contraindicada. En dichos casos, no debe Todos los gatos que llegan a la consulta con realizarse la punción antes de disponer de imagi- convulsiones deben ser tratados sintomáti- nería avanzada.
camente (Véase la GCR 4.7.1) junto con la Qué hacer si el presupuesto El objetivo de todo tratamiento antiepilépti- co es «controlar» las convulsiones, reduciendo su frecuencia, intensidad y gravedad con los efectos Si el gato no tiene signos interictales anor- secundarios mínimos, en lugar de anularlas por males y no se detectan anomalías en la explo- completo. Debe aconsejarse a los propietarios ración neurológica, una vez excluidas las causas apropiadamente para garantizar que sus expecta- sistémicas/metabólicas, es razonable iniciar un tivas son realistas desde el principio. El hecho de tratamiento (véase a continuación) sin haber iniciar un tratamiento antiepiléptico sigue crean- realizado imaginería avanzada si el presupuesto do controversia. Los gatos con un solo ataque o es limitado. Sin embargo, se debe advertir a los con convulsiones aisladas separadas por largos propietarios que no puede excluirse la enferme- periodos de tiempo (más de un mes) no requie- dad intracraneal y que los signos clínicos pue- ren tratamiento.
den progresar.
El tratamiento está indicado cuando: En los casos con evidencia de enfermedad intracraneal en que el presupuesto limite la • Las primeras convulsiones ponen la vida del investigación, si solo se controlan las crisis se animal en peligro.
mantendrá la calidad de vida del gato duran- – Estado epiléptico: actividad convulsiva te un periodo de tiempo razonable en algunos que dura 5 minutos o más o múltiples cri- casos (p. ej., los meningiomas son los tumores sis sin recuperación entre ellas.
cerebrales más comunes en los gatos y suelen te- ner un crecimiento muy lento). Sin embargo, – Accesos graves: se denomina acceso la apa- los propietarios deben saber que el tratamiento rición de dos o más crisis en 24 horas, en- es solo paliativo y que los signos clínicos pro- tre las cuales el gato recupera la conciencia.
gresarán. En esta situación, debe considerarse la • Se observan múltiples crisis durante unos po- eutanasia cuando ya no sea sostenible una buena calidad de vida.
• Las crisis se producen más de una vez al mes o El diagnóstico de epilepsia primaria/idiopá- el propietario cuestiona su frecuencia.
tica es de exclusión, después de descartar causas extracraneales y un trastorno estructural del pro- • Las crisis son cada vez más frecuentes o más sencéfalo. No hay, hasta la fecha, ninguna prueba diagnóstica definitiva para confirmar el diagnós- • Se ha detectado un trastorno intracraneal pro- tico de epilepsia primaria.
gresivo subyacente como causa de las crisis.
Medicina Felina.indb 193 194 Manual de medicina felina Los antiepilépticos que suelen emplearse con En gatos, la monitorización del nivel sérico de gatos son los siguientes: fenobarbital se justifica principalmente poco des- • Fenobarbital (3 mg/kg por vía oral cada 12 h), pués del inicio del tratamiento (10-15 días tras el más utilizado (véase a continuación).
iniciarlo, cuando se alcanzan los niveles estables, o si el control de las convulsiones es inadecua- • Levetiracetam (10-20 mg/kg por vía oral cada do). En gatos no se han definido adecuadamente los intervalos terapéuticos recomendados pero se • Zonisamida (5-10 mg/kg por vía oral cada 24 h).
consideran similares al intervalo recomendado en perros (20-35 μg/ml). Un gato no debe con- • Pregabalina (4-10 mg/kg por vía oral cada siderarse insensible al tratamiento hasta que la concentración sérica de fenobarbital no alcance 35 μg/ml, a menos que persistan efectos secunda- El fenobarbital es la primera opción de mu- rios inaceptables.
chos veterinarios para gatos con convulsiones; los otros agentes que se mencionan pueden em- Los efectos secundarios del fenobarbital en ga- plearse además del fenobarbital o como opciones tos incluyen: sedación, ataxia, polifagia, aumento alternativas, pero se recomienda consultar con un de peso, neutropenia, trombocitopenia, erup- ciones cutáneas graves y linfadenopatía marcada (pseudolinfoma). No se ha reportado hepatotoxi- En perros, se sabe que la administración repe- cidad en gatos, aunque es un efecto secundario tida de fenobarbital altera la concentración sérica común en perros.
estable estimada como consecuencia de la induc- ción enzimática. Esto provoca la necesidad de El autor no recomienda el uso de bromuro por incrementar la dosificación oral progresivamente vía oral en gatos a causa de la elevada incidencia con el tiempo a fin de mantener un nivel terapéu- de efectos secundarios en las vías respiratorias in- tico en estado estable. Este fenómeno de induc- feriores en esta especie: en particular, signos clíni- ción enzimática tras la administración repetida cos (tos o disnea) y radiográficos similares al asma de fenobarbital no tiene importancia en gatos. La felino que pueden ser insensibles al tratamiento vida media de eliminación es estable en alrededor e incluso letales, a pesar de la interrupción de la de 34-43 horas y, por lo tanto, las concentracio- terapia con bromuro.
nes de fenobarbital no se espera que disminuyan Debe consultarse con un especialista para el en gatos que reciben tratamiento a largo plazo sin tratamiento de los casos que parecen insensibles modificar la dosificación.
al fenobarbital.
Medicina Felina.indb 194 Capítulo 4.7. Convulsiones 195 GCR 4.7.1 Tratamiento de urgencia del gato con convulsiones
principal). También se puede uti- lizar fenobarbital en una dosis in- • Han surgido preocupaciones acerca de la so- travenosa de carga de 18 mg/kg. Se debe tratar a todos los gatos en lubilidad acuosa, la formación de depósitos Sin embargo, se recomienda ad- estado epiléptico o con convulsiones en y la adsorción en tubos de PVC en cuanto al ministrar bolos más pequeños racimo como urgencia. Si bien la deten- (2-4 mg/kg) para evitar la exce- ción de las crisis es el objetivo final, es • Debe comprobarse la compatibilidad antes siva sedación, repitiendo cada esencial mantener una vía respiratoria de combinar diazepam con cualquier otro 20-30 minutos, hasta producir patente, apoyar un patrón respiratorio y fármaco o líquido intravenoso, puesto que es efecto, pero sin superar los 18 de oxigenación adecuados, proporcionar común la formación de precipitados (p. ej., con mg/kg durante 24 horas.
apoyo circulatorio, así como mantener la líquidos que contienen calcio). No administre
• Se puede considerar una ICC de temperatura corporal (véase el Capítu- nunca diazepam si se forma un precipitado.
propofol como una alternativa al lo 3 para obtener una descripción de la • Si se utiliza diazepam, el equipo de administra- fenobarbital, o si este no logra RCP). Todas estas medidas son de suma ción debe protegerse de la luz cubriéndolo con controlar las crisis. El propofol importancia, ya que la combinación de una bolsa o vendaje, y debe cambiarse cada 2 logra detener correcta y rápida- síncope circulatorio, hipoperfusión or- horas. El uso de midazolam en lugar de diaze- mente la actividad convulsiva gánica y agotamiento de energía que pam evita muchas de estas preocupaciones; cuando el diazepam no ha podido puede ocurrir debido al estado epiléptico sin embargo, es mucho más costoso.
lograrlo. Se puede utilizar un bolo pueden provocar insuficiencia cardíaca o • Son necesarias una monitorización cuidadosa intravenoso inicial de 1-4 mg/kg hepática grave e irreversible.
de la frecuencia cardiaca, la presión sanguí- hasta que tenga efecto, seguido nea y la frecuencia respiratoria, así como unos de una ICC a 0,1-0,4 mg/kg/min Detener la actividad
cuidados de enfermería diligentes, mientras el titulada hasta que tenga efecto. animal esté siendo tratado con infusiones de Una vez que el gato no ha sufrido diazepam o de midazolam, debido a sus efec- crisis durante aproximadamente 6 horas, la infusión debe reducir- tos cardiorrespiratorios depresores.
Coloque un catéter intravenoso si es se lentamente, en un 25 % cada posible (véase la GCR 4.1.1).
6 horas, para evitar una posible 2. Administre un bolo de diazepam
5. Una vez que el gato no ha sufrido cri-
actividad convulsiva inducida por (0,5-1,0 mg/kg) o midazolam (0,06 a sis durante aproximadamente 6 ho- la retirada. Además de producir 0,3 mg/kg) por vía intravenosa como ras, la infusión debe irse reduciendo apnea, el propofol también es terapia de primera línea de urgen- lentamente en un 25 % cada 6 ho- depresor cardiovascular, por lo cia. Si el acceso intravenoso no es ras para evitar una posible actividad que esto también requiere una posible, se puede administrar el dia- convulsiva inducida por la retirada, cuidadosa monitorización. El pro- zepam por vía rectal y el midazolam al tiempo que se le monitoriza cui- pofol es un fenol y, por lo tanto, por vía intramuscular en la misma dadosamente para detectar nueva puede causar daño oxidativo en los eritrocitos del gato. Esto ge- 3. Obtenga una muestra de sangre para
6. Si el diazepam o el midazolam no lo-
nera la formación de cuerpos de una base de datos de urgencia (véa- gran detener la actividad convulsiva, Heinz y una posible anemia he- se a continuación).
otras opciones incluyen fenobarbital molítica, aunque raramente es clínicamente significativa tras el 4. Si el bolo logra detener la actividad
control de las crisis.
convulsiva pero se producen crisis • Se puede utilizar fenobarbital en adicionales, se pueden administrar una dosis inicial en bolo intrave- bolos adicionales o una infusión a noso de 3 mg/kg. El efecto no es CONSEJO PRÁCTICO: La recuperación de la
caudal constante (ICC). Una ICC de inmediato, sino que puede tardar anestesia de fenobarbital y propofol puede aca- diazepam a 0,5-2mg/kg/h o de mi- entre 15 y 25 minutos, por lo rrear movimientos de remo de las extremidades, dazolam a 0,2 mg/kg/h diluido en que debe evitarse la sobredosis que no deben confundirse con actividad convul- 5 % de dextrosa en agua (D5W) en y sus necesidades de uso deben siva recurrente. Pueden diferenciarse colocando un volumen correspondiente al de considerarse de forma temprana al gato en una posición de decúbito distinta: la los requisitos de mantenimiento cuando un animal se encuentra actividad motora causada por la anestesia se (50 ml/kg/día), sirve para mantener en estado epiléptico o presenta detendrá, mientras que un ataque epiléptico no un estado libre de crisis. Debe em- convulsiones en racimo. El em- puede detenerse.
plearse una bomba de perfusión o pleo de fenobarbital como fárma- un sistema de infusión subcutánea co de urgencia resulta útil cuan- 7. Todos los agentes anteriores, aun-
continua para mantener la preci- do se escoge como fármaco de que son útiles como fármacos de mantenimiento (véase el capítulo emergencia, causan sedación de Medicina Felina.indb 195 196 Manual de medicina felina n GCR 4.7.1
Trastornos subyacentes
diversos grados, lo cual no es desea- Cómo mantener al gato
Junto con el tratamiento inicial de ble. La administración de levetirace- las crisis, las investigaciones deben tam por vía intravenosa es una al- comenzar por las causas subyacentes ternativa viable al fenobarbital y/o al Una vez que las crisis se detengan, tratables. Las investigaciones iniciales propofol que no crea sedación. No se es crítico instaurar un tratamiento an- deben incluir una base de datos de ur- han observado efectos secundarios tiepiléptico de mantenimiento [3 mg/kg gencia (valor hematocrito, proteínas to- en gatos. El levetiracetam se puede de fenobarbital cada 12 h por vía oral tales, glucosa en sangre y electrolitos) y administrar en bolos intravenosos de (o im si por vía oral no es posible por la evaluación de la presión sanguínea. La 20 mg/kg. Su uso intravenoso puede una sedación excesiva)] para evitar la hipoglucemia debe tratarse si es grave ser eficaz durante 8 horas, momen- (glucosa en sangre <3,0 mmol/l) (véase recurrencia de las convulsiones. En un to en que se puede repetir si fuera la GCR 4.5.1). Debe revisarse la anamne- gato que ya recibe fenobarbital, la do- necesario. El levetiracetam no es un sis médica del gato, incluso la exposición fármaco veterinario autorizado y es sificación de fenobarbital oral puede potencial a una toxina y la posibilidad caro, por lo que es poco probable incrementarse en un 25-30 % si el nivel de traumatismo. Otras investigaciones que esté disponible en la mayoría de sérico se encuentra por debajo o en la (véase el capítulo principal) solo se con- clínicas veterinarias. Es posible obte- mitad inferior del intervalo terapéutico. siderarán cuando se haya controlado el nerlo con prescripción en la farmacia Véase el capítulo principal para estado epiléptico y el gato esté sistémi- o el hospital local, si surge la necesi- obtener más información sobre el trata- camente estable.
dad urgente.
miento a largo plazo.
Medicina Felina.indb 196

Source: http://www.edicioness.es/biblioteca/items/995/u4_medfelina_reducido.pdf

Paper title (use style: paper title)

Proc. of the Intl. Conf. on Advances In Bio-Informatics And Environmental Engineering-ICABEE 2014. Copyright © Institute of Research Engineers and Doctors. All rights reserved. ISBN: 978-1-63248-019-4 doi: 10.15224/ 978-1-63248-019-4-04 Analysis of molecular diversity among Zygophyllum, Tribulus and Fagonia species by PCR-RAPD in Saudi Arabia

medjournal.smu.edu.in

SMU Medical Journal (Volume – 1, No. – 1, January 2014) Extra Esophageal Reflux Disease : An ENT Challenge Soumyajit Das1*, Suvamoy Chakraborty2 and Pronoti Sinha3 1Assistant Professor, Department of ENT and Head and Neck Surgery, SMIMS, Gangtok 2Professor and Head,Department of ENT and Head And Neck SurgerySMIMS, Gangtok.